La banda de música Compases del Duero se prepara para la vuelta

lunes, 06 de julio de 2020
CULTURA - La formación musical ha presentado un protocolo de ensayos al Ayuntamiento de San Esteban y regresarán a las Escuelas Viejas tras el parón provocado por el COVID y el Estado de Alarma.

Durante estos tres meses las Escuelas Viejas de San Esteban de Gormaz no han sonado cada viernes noche al ritmo de la banda de música Compases del Duero en su ensayo semanal, ni tampoco se ha podido disfrutar de ese arte musical en los ensayos por grupo de instrumentos, ni las clases de la Escuela de Música de la localidad.

Las nuevas tecnologías han permitido durante la pandemia que pudieran regalar a través de Facebook actuaciones muy trabajadas, como la ofrecida con motivo de la Semana Santa, en la que también rindieron homenaje a los enfermos de COVID 19 y a los sanitarios que forman parte de esta agrupación musical.

Pero como explica la directora de la banda, Jessica Redondo Fresno, “necesitas un objetivo para ensayar” y durante estos meses, sin saber fecha de poder volver a ensayar u ofrecer conciertos todo ha sido más complicado y “desmotivador”, y eso que en su caso en las primeras semanas comenzó a preparar material.

Después el estado de alarma y el confinamiento se alargaba y comenzaba esa desmotivación, pero ahora vuelven a estar esperanzados porque se podrá volver a ensayar, aunque todavía no tienen un objetivo concreto ni una fecha cerrada para ofrecer conciertos, pero al menos, a partir del 21 de junio, podrán volver a crear música juntos.

Así que, Jessica Redondo ha vuelto a enviar a los miembros de la banda sanestebeña partituras nuevas para que puedan ensayar y parches en MP3 con la interpretación del resto de la banda, para que los componentes de Compases del Duero “vayan adecuando el ritmo de la canción”, explica la directora de la formación que sabe que “no es lo mismo, peor es mejor que tocar solo”, asegura.

Y no es lo único en lo que trabajan desde la dirección de esta asociación musical de la villa ribereña, porque también están elaborando mascarillas para instrumentos y un protocolo que presentarán al Ayuntamiento de la localidad para poder volver, en unas dos semanas, a los ensayos en el local de las Escuelas Viejas.

Entre las normas que deberán adoptar está que entre músico y músico exista un metro y medio durante ensayos y actuaciones. Afortunadamente se ha demostrado que “no hay más riesgo con un instrumento que cuando se encuentran dos personas”, lo que facilitará el regreso. Habrá cambios a la hora de actuar, porque no se puede utilizar programa de mano y los concierto no podrán tener una duración mayor de hora y cuarto y sin descanso, porque en caso de que fuera necesario un descanso este tendría que ser de media hora, desalojar todo el edificio donde se realice y dejar ventilar, algo inviable.

Por tanto, cuando vuelvan a los ensayos en Compases del Duero lo harán pensando en un concierto breve y será “por parciales”, explica Redondo.

En el protocolo que están redactando ya figura que los ensayos serán por instrumentos, no todo el grupo inicialmente, y en función de los metros cuadrados con los que cuentan en la sala de ensayo. Además cuando los músicos vayan a entrar a la sala está habrá estado previamente desinfectada, se usará hidrogel a la entrada y cada intérprete irá directamente a su hueco para montar su instrumento, y al finalizar el ensayo de nuevo de desinfectará la sala y estará ventilándose durante, al menos, 20 minutos.

Jessica sabe que “va a costar volver”, y también reconoce que no pueden volver con toda la banda a la vez, ya que además del espacio, serán diferentes las circunstancias de cada músico, “habrá quien ni habrá montado el instrumento, otros habrán ensayado mucho, otros no habrán podido dedicar tanto tiempo” y a los músicos, como ocurre con los futbolistas que pierden entrenamiento, también han perdido en este confinamiento memoria muscular y tocará un tiempo de “adaptarnos mucho”.

Por eso, además de hacer una vuelta por parciales se están realizando pantallas para los instrumentos y la banda sanestebeña comprará pantallas acústicas que, si hasta ahora se utilizaban como protección sonora, servirán en la nueva normalidad para evitar contagios. 

Primero volverán a las Escuelas Viejas y a medida que puedan volver a ensayar todos juntos solicitarán la carpa del polideportivo al Ayuntamiento de la localidad, para que los 40 miembros de Compases del Duero puedan volver a alegrar las jornadas de San Esteban a ritmo de música.

 

 

Informa Ana Hernando
Portal creado por JuaNPa, con la colaboración especial de Ana Hernando y de los habitantes del municipio de San Esteban de Gormaz
© 1997-2020 - sanesteban.com - 23 años acercando San Esteban de Gormaz al mundo.